Menú

El mindfulness te ayuda a vivir en el ahora


¿En qué estás pensando ahora mismo? ¿Qué tal ahora? ¿Lo mismo que pensabas hace un minuto, o te ha venido a la cabeza algo totalmente nuevo?

No es fácil mantener un cerebro ocupado en un solo lugar. Pero no es culpa tuya. Nuestros cerebros están conectados de esa manera. Si a esto le añadimos el hecho obvio de que vivimos en un mundo ruidoso y exigente, no es de extrañar que tus pensamientos se vean constantemente arrastrados en cientos de direcciones diferentes.

 Ahí es donde entra el mindfulness.

La atención plena es la capacidad humana básica de ser plenamente conscientes de dónde estamos, de lo que hacemos y de no ser excesivamente reactivos o abrumados por lo que ocurre a nuestro alrededor. En otras palabras, la atención plena consiste en vivir el momento presente. Y puede aportarte una gran tranquilidad.

Suena bien, ¿verdad? Pero, ¿cómo se consigue esa tranquilidad? Tres palabras: práctica, práctica, práctica. Cuando practicas la atención plena de forma regular, aprendes cómo el poder de estar presente puede transformar tu vida.

Empezar es fácil. Cuatro sencillos pasos son todo lo que necesitas para entrenar a tu cerebro sobrepensante para que esté más quieto -

  1. Siéntate. Busca un lugar que te parezca tranquilo y silencioso. Puedes sentarte en una silla con los pies en el suelo, con las piernas cruzadas, de rodillas... lo que te parezca mejor. Asegúrate de que estás cómodo.
  2. Establece un límite de tiempo. Empieza poniendo un temporizador para 5 o 10 minutos. Cuando te sientas bien con tu práctica, puedes aumentar el tiempo a 15 o 20 minutos. Pero recuerda que todo el tiempo que pases practicando el estar en el presente es tiempo bien empleado.
  3. Sigue tu respiración. Inhala, exhala. Sigue tu respiración. Presta atención a cómo se siente al entrar y salir de tu nariz. Parece una tontería, pero funciona. Cuando sigues tu respiración, te centras en lo que te mantiene vivo y vives realmente el momento.
  4. Observa cuando tu mente divaga. Tu mente divagará, y eso está bien. Intenta no juzgarte a ti mismo. Cuando notes que los pensamientos intentan alejarte, simplemente devuelve tu atención a la respiración y síguela.

Eso es. Esa es la práctica. Te sientas, respiras. Tu mente divaga, la traes de vuelta. Tus pensamientos ocurren, pero sigues respirando y los dejas pasar. Realiza estos cuatro pasos a diario y antes de que te des cuenta mejorarás tu capacidad de estar plenamente presente.

¿Estás listo para empezar pero necesitas un poco de orientación? Muchas organizaciones sanitarias ofrecen clases de mindfulness para ayudarte a aprender y practicar las distintas técnicas. Consulte a su proveedor para encontrar una clase que le convenga. Y no olvide que los miembros elegibles pueden ganar puntos Quart Well por participar en una clase de mindfulness. Ganarás puntos y tranquilidad al mismo tiempo.

Un individuo meditando en el muelle de un lago al amanecer
Quartz divisor de página spark

Otros puestos te puede gustar

Dos personas completan un puzzle en una habitación con mucha luz natural.

Salud cerebral para una vida plena

La salud cerebral es esencial para nuestro bienestar general, ya que influye en todos los aspectos, desde el estado de ánimo y la memoria hasta la salud física. Factores que contribuyen a la salud cerebral

Leer Más "

Quartz Bienvenida al Director de Datos

Quartz ha anunciado hoy que Asif Mujahid se ha unido al equipo directivo de Quartz como Director de Datos. Asif es un líder consumado en datos, análisis y gestión de la información.

Leer Más "